Mineduc y PNUD detectaron que al cambiar a profesionales de nivel “insuficiente” por otros de nivel destacado los niños tienen un mejor rendimiento.

“La calidad de la educación se juega dentro de las cuatro paredes de la sala de clases”, es la frase que repiten constantemente especialistas y autoridades que enfatizan que los profesores son tan protagonistas como los niños de los cambios del sistema.

Tan protagonistas, que su desempeño puede marcar una diferencia de hasta 27 puntos en el SIMCE, según reveló un estudio del Ministerio de Educación y el Programa de Naciones Unidas para el Desarrollo (PNUD), que comparó los resultados de la Evaluación Docente de los maestros de 4° básico con los puntajes que obtuvieron sus estudiantes.

El análisis detectó que más allá del tipo de establecimiento, los alumnos de profesores que lograron nivel “destacado” (el mejor) obtenían 249 puntos en la prueba de Matemáticas, mientras que los que estuvieron a cargo de maestros calificados “insuficientes” solo obtuvieron 222 puntos.

El informe también muestra que cuando un colegio cambia a un profesor que tuvo el peor resultado por uno que quedó como “competente” (cumple con lo mínimo), los niños tienen una mejora de al menos cuatro puntos.

“Esto va en la lógica de potenciar las atribuciones de los directivos. Por eso es muy importante la Ley de Calidad y Equidad (aprobada en 2011) que ya tiene resultados positivos”, comenta el subsecretario de Educación, Fernando Rojas, quien destaca que esa legislación permite que los directores pueden remover a los docentes mal evaluados, con un tope de 5% de la planta.

Rojas afirma que al cumplirse diez años desde la primera evaluación docente, este estudio y el informe entregado por la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económico (OCDE) servirán de base para analizar cambios al sistema.

Cambios, por ejemplo, en los instrumentos con que se mide a los docentes: según el estudio del Mineduc, no hay relación alguna entre la autoevaluación que hacen los maestros y el SIMCE de sus alumnos. Sí concuerdan los informes que redacta el director de la escuela y el portafolio que los docentes entregan, mostrando cómo diseñan una clase grabando una de ellas.

Sobre este último punto, el subsecretario planteó que sería interesante avanzar a la posibilidad de visitar las clases sin aviso más que tener una grabación.

La idea también fue planteada por la presidenta del Consejo Asesor de la Agencia de Calidad de la Educación, Luz María Budge, quien ayer participó en un seminario sobre calidad docente y destacó que el organismo está visitando escuelas para ver en terreno su funcionamiento. Afirmó, además, que la entidad revisará el informe OCDE que les recomienda ayudar en la realización de evaluaciones descentralizadas a los profesores.

Cambios: 17% de los docentes bien evaluados en 2008 bajaron de nivel cuando se volvieron a medir, en 2012.

Fuente: El Mercurio 9 Noviembre 2013 Cuerpo C p. 17 Nacional

Autor: Macarena Toro V.